Una devolución puede funcionar como una señal para identificar alguna oportunidad de mejora en tu proceso de venta para hacer crecer tu negocio.

Cuando un usuario compra un producto y no recibe lo que esperaba, tiene la opción de devolverlo y obtener el reintegro de su dinero. Esto puede ser debido a que el producto llega incompleto, roto, en una talla equivocada o que simplemente se arrepintió de haber realizado la compra.

¿Es obligatorio aceptar una devolución?

Según la Superintendencia de Industria y Comercio y el derecho al Retracto, es una obligación como vendedor aceptar cualquier cambio o devolución que solicite un comprador dentro de los 5 días de recibir tu producto.

¿Cómo me doy cuenta que tengo una devolución?

Cuando el comprador inicie la devolución, cambiará el estado de ese producto en tu listado de ventas y en tu cuenta de Mercado Pago el dinero de la compra estará retenido con el motivo “Devolución de productos”. Nosotros nos encargaremos de debitarlo y te bonificaremos todo lo que hayas gastado como el cargo de la venta o el costo de envío.

¿Cómo puedo evitar una devolución?

La mejor forma de evitar devoluciones es brindar una buena experiencia a tus compradores. Antes de enviar tu producto:

» Elabora una buena publicación con una ficha técnica completa. Ofrecer toda la información que el comprador necesita ayuda a evitar confusiones posteriores. Aprende a mejorar tu publicación.

» Aprovecha las preguntas que hacen los usuarios para dar información precisa y brindar la mejor atención. Conoce cómo convertir las preguntas en ventas.

» Verifica que tu producto tenga todas sus partes y que funcione en perfecto estado.

» Asegúrate de que tu producto cumpla con las características que tu comprador pidió al momento de su compra.

» Garantiza un buen embalaje que lo proteja para que llegue en buen estado.

» Habla con tu comprador a través de Mensajería. La atención post venta ayuda a evitar devoluciones. Escríbele después de haber recibido el producto para ver si está conforme, si tiene alguna duda y para que sepa que estás a disposición. Esto promueve un canal de comunicación que en caso de ser necesario podría evitar una devolución.

CLAVE

Verifica el estado de tus productos antes de despacharlos y chequea que el pedido de tus clientes coincida con lo que estás ofreciendo. ¡Así reducirás al mínimo el número de reclamos!


¿Te sirvió esta nota? ¡Compártela ahora!